Escrito está

Autor: León León Ramírez

Bogotá, mayo 22 de 2003
Respetada doctora Duque:
He recibido instrucciones de la gerencia para enviarle el material relacionado con la posible fusión de nuestras Compañías. Adjunto encontrará lo anunciado. Le agradezco confirmar su recibo.
Atento saludo,
Santiago Cobo

Bogotá, mayo 23 de 2003
Doctor Cobo:
El material enviado por usted está incompleto. No recibí los ítems sobre Seguros. Tome nota para evitar pérdidas innecesarias de tiempo.
De usted,
Lina María Duque

Bogotá, mayo 26 de 2003
Respetada doctora Duque:
El listado original sobre el cual se preparó la información no contemplaba el tema de Seguros. He procedido a complementar los datos. Le ruego disculpe si le he ocasionado alguna molestia.
Atento saludo,
Santiago Cobo

Bogotá, mayo 27 de 2003
Doctor Santiago:
Gracias por el resto de los informes. Realmente no hemos tenido ningún traumatismo. Sus comentarios al margen fueron de gran ayuda.
Cordial saludo,
Lina María Duque

Bogotá, mayo 30 de 2003
Apreciada doctora Duque:
Me satisface ver que mis orientaciones han sido tenidas en cuenta. Es mi tema favorito: sobre él, hice una especialización el año pasado. Le reitero mi disposición para colaborar en lo que usted disponga.
Cordial saludo,
Santiago Cobo

Bogotá, junio 3 de 2003
Apreciado Santiago:
Muchísimas gracias. Actitudes como la suya van a facilitar, sin duda, el rápido empalme. Le pido que nos ayude con la reclasificación del Activo Contingente.
Hasta pronto,
Lina María Duque

Bogotá, junio 12 de 2003
Apreciada Lina María:
Discúlpeme por la demora en responderle. Anexo encontrará lo solicitado. Aunque no es de su incumbencia, permítame comentarle que se me presentó un serio inconveniente con mi apartamento, razón por la cual no pude atender con más celeridad su petición. Es el problema de tener treinta y cuatro años y vivir solo.
Cordial saludo,
Santiago Cobo

Bogotá, junio 13 de 2003
Apreciado Santiago:
No hay nada que disculpar. Por el contrario, una vez más, gracias. Es usted claro y preciso en su información. Por eso, llevamos el trabajo tan adelantado. Espero que haya resuelto su problema. Lo entiendo, porque yo también vivo sola.
Cordial saludo,
Lina María

Bogotá, junio 16 de 2003
Apreciada Lina María:
No motiva esta carta el interés profesional. Quiero decirle, que el tono de su última comunicación fue como un bálsamo en medio de esta tormentosa fusión. Espero que su soledad no sea tan apremiante como la mía. Ojalá en alguna oportunidad podamos saber un poco más de nosotros.
Con aprecio,
Santiago

Bogotá, junio 20 de 2003
Doctor Cobo:
La doctora Duque, quien lideraba los trabajos de empalme en la contraparte, se ha retirado de la Compañía. Próximamente estaremos informando el nombre de la persona con quien debe entenderse en lo sucesivo.
Atentamente,
Gerencia General

Bogotá, junio 24 de 2003
Para: Jefe de Personal
Nos hemos enterado del retiro de la doctora Duque con quien veníamos adelantando el trabajo de empalme. Hay algunos aspectos comunes que quisiera finiquitar. Comedidamente, le solicito los datos personales de la doctora, es decir, dirección y teléfono de su residencia.
Atentamente,
Santiago Cobo

Bogotá, junio 26 de 2003
Apreciado doctor Cobo:
Lamento no poder suministrarle la información por usted solicitada. La doctora Duque fue contratada como Asesora Externa para responder por el manejo operativo de la fusión. Lo anterior, no justifica el hecho de no tener toda su documentación en regla.
Atentamente,
Jefe de Personal

Bogotá, junio 26 de 2003
Para: Jefe de Personal
Es absolutamente inadmisible que el Departamento a su cargo haga una contratación sin tener los datos básicos del funcionario que ingresa a la compañía.
Atentamente,
Santiago Cobo

Bogotá, junio 27 de 2003
Apreciado doctor Cobo:
Bien puede ahorrarse sus comentarios sobre nuestros procedimientos internos. Para su información, y de manera confidencial, le comento que la doctora Duque fue enganchada por orden directa de la Gerencia General, con quien le sugiero tratar este punto, que igualmente tendrá que esperar. Como usted bien sabe, la Gerencia salió de viaje al exterior, y regresa hasta dentro de dos meses.
Atentamente,
Jefe de Personal

Bogotá, julio 1 de 2003
Para: Jefe de Personal
Por favor, no tenga en cuenta lo manifestado en mi nota anterior. De todas formas, le agradeceré muchísimo cualquier información que usted pueda suministrarme sobre la doctora Duque.
Atentamente,
Santiago Cobo

Bogotá, julio 3 de 2003
Estimado doctor Cobo:
Uno de los conductores, asignado a la Gerencia, me comentó que en varias oportunidades llevó a la doctora Duque a su apartamento en la Unidad Residencial Áticos. Espero que este dato le sea de alguna utilidad.
Cordialmente,
Jefe de Personal

Bogotá, julio 5 de 2003
Señor Administrador
Unidad Residencial Áticos
El personal de celaduría de su Conjunto me ha solicitado formular esta petición por escrito y directamente a usted. Me urge localizar a la doctora Lina María Duque, quien reside en esa Unidad. ¿Sería usted tan gentil de informarme el interior y el apartamento, así como el número telefónico? ¿O, en su defecto, podría entregarle esta carta a ella directamente, con la petición de que me contacte?
Gracias y atento saludo.
Santiago Cobo

Bogotá, julio 9 de 2003
Señor Administrador
Unidad Residencial Áticos
En días pasados, y siguiendo sus indicaciones, hice una solicitud en relación con la residencia de la doctora Lina María Duque, sin obtener contestación hasta la fecha. Permítame insistir en mi petición, solicitándole pronta respuesta.
Cordialmente,
Santiago Cobo

Bogotá, julio 11 de 2003
Señor Cobo:
Como usted comprenderá, no es usual que demos información de los residentes de la Unidad a desconocidos. En este caso, y previa verificación de sus datos, le comentamos que Lina Duque no figura como propietaria de ninguno de los apartamentos del Conjunto, aunque sí fue residente hasta el mes pasado. La señorita Duque no dejó los datos de su vivienda actual.
Atentamente,
Unidad Residencial Áticos

* * *

Boston, agosto 16 de 2003
Recordado Santiago:
Ante todo, debo disculparme por haber abandonado la Compañía sin ningún comentario, sobre todo a usted, por quien siento un gran aprecio. Desde niña he sufrido un mal poco común, que en Colombia es de difícil diagnóstico. Mi familia es pudiente, y ha logrado sufragar los gastos de mi tratamiento, aquí, en los Estados Unidos. Aunque la enfermedad siempre ha estado bajo control, tuve una súbita recaída que obligó mi desplazamiento inmediato a Boston.

Han sido días muy difíciles, lejos de mi familia, y con la incómoda sensación de haber abandonado mi trabajo, el cual era, en cierta forma, el único aliciente de mi vida. No le escribí antes, porque las condiciones no habían sido propicias. La soledad y la lejanía me impulsan a dejar de lado mi natural prevención para decirle, Santiago, que su recuerdo ha sido mi única compañía en esta dura prueba. Me pregunto por qué, y sólo contesta mi corazón quien no sabe de razones. Pienso que es una ilusión a la que me he aferrado con fuerza. ¡Es tan vulnerable mi ser en estos momentos! Esta incógnita, sólo usted puede ayudarme a despejarla. Le pido sea sincero. No tema herir este corazón de veintiocho años de existencia, ya con las cicatrices del desengaño.
Con aprecio,
Lina María

Bogotá, agosto 26 de 2003
Mi querida Lina:
No se imagina cuánta emoción me produjo recibir su carta. Traté con desesperación de dar con su paradero, pero fue infructuosa mi búsqueda. Los caprichos del destino son impredecibles; jamás imaginé su situación. Mi deseo más ferviente es su pronta mejoría.
Mi corazón, como el suyo, no sabe dar explicaciones. Pero de una cosa sí estoy seguro: nunca antes había sentido una obsesión tan fuerte, como la de querer estar a su lado. ¿Capricho? No, definitivamente no. Es un sentimiento que me impulsa pedirle me permita viajar a visitarla, y así, los dos, resolver las dudas que nos estrujan el alma.
Con amor,
Santiago

Boston, september 8/2003
Mr. Santiago Cobo
We regret to inform you that Ms. Lina Duque passed away yesterday at 14:20 hours. Please find attached her medical file.
Community Area Manager
New England Medical Center

* * *

Bogotá, mayo 14 de 2004
Inolvidable Lina María:
Hace un año te escribí por primera vez. Con ésta, ya son treinta y dos las cartas que te he enviado. Nunca dejaré de hacerlo. Así te lo prometí hace tiempo. Yo estoy muy bien, y sólo pienso en todas las cosas que no fueron y que imagino cómo serían...
Siempre tuyo,
Santiago

Extraído del libro "Los gatos de Kent" de León León Ramírez.













Publicación de JEGM © Copyright 2004 JEGM ®
“Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión”
[Art. 19 - Declaración Universal de Derechos Humanos]
Comunícate con nosotros: jesusgonzalez [en] gmail.com
Los Grandes Soñadores Nunca Duermen
Big Dreamers Never Sleep
:. Caracas_Venezuela_South America .:
TODO ES CULTURA
CULTURA ES TODO

http://jesusgonzalez.blogspot.com

1 comentarios:

Hector dijo...

bellisima historia!